Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in comments
Search in excerpt
Search in posts
Search in pages
Search in groups
Search in users
Search in forums
Filter by Categories
Artículos
Artículos de opinión y réplica
Artículos y estudios de investigacion
Catálogos y publicaciones
Exposiones Internacionales
Exposiones Nacionales
Sin categoría
Reconstrucciones de bloques reporte: el valor de la suma
UAP-Reconstrucciones-bloque-rep0-RF

Reproducimos el artículo que nuestro socio Esteve Domènech publicó en RF- Revista de Filatélia en el mes de septiembre de 2016 sobre la reconstrucción del bloque reporte del 6 cuartos de 1850.

(*) Al final de la entrada se encuentra el texto extraído del artículo.

UAP-Reconstrucciones-bloque-rep1-RF

UAP-Reconstrucciones-bloque-rep2-RF

Seguramente el 6 cuartos de 1850 es el sello más apreciado por nuestro coleccionismo. No sólo por ser el primer sello y por la algarabía que supuso el deberlo obliterar en sus primeros meses de existencia con cualquier matasellos al uso. La profusión de marcas es extraordinaria, pero también uno de sus principales atractivos es su sistema de impresión que al ser por litografía da lugar a múltiples variedades y a la posibilidad de asignar cada una de las posiciones del bloque reporte. Conocemos dos de ellas, la primera comúnmente llamada plancha I, formada por bloque reporte de 24 tipos y la segunda, la plancha II, con el bloque reporte de 40 tipos distintos. Ello ha propiciado un singular y endémico coleccionismo que son las reconstrucciones de estos bloques.

Ha querido la afición no sólo conformarse con mezcolanzas de obliteraciones, sino que se han coleccionado por tipos de marcas obliterantes. De ahí que tanto en el reporte I como en el II, los 24 ó 40 tipos vayan ostentando el mismo tipo de marca con distinto grado de dificultad y en eso estriba el dedicarse a las reconstrucciones de los bloques reporte.

Aparentemente puede parecer algo de poca significación, pero los intentos inconclusos de muchas reconstrucciones jamás terminadas nos pueden dar idea de su dificultad. Al mismo tiempo, algunas marcas a todas luces asequibles en sello suelto, conforman en una reconstrucción completa una pieza única y de gran valor. Sirva el ejemplo de la marca prefilatélica de abono “CA” entrelazada en azul de Córdoba (Figura 1). Una reconstrucción de este anagrama que ha durado alguna decena de años y sólo se ha logrado una vez.

Otra muestra de su dificultad es la reconstrucción de la parrilla de Madrid sobre el segundo reporte (Figura 2), del cual estoy a un solo ejemplar de terminar desde hace varios años. Aprovecho estas líneas para trasladar a quien pueda tener la posición 33 a comunicarlo, pues ofrecería por este ejemplar otros 6 al cambio.

La tentación de falsear algún tipo para terminar rápido este entretenido menester puede existir, pero la recompensa de saberse no hacedor de trampas al solitario gratifica mucho más. También reporta el reporte la satisfacción de añadir elementos simples a un conjunto, es decir, el valor de la suma.


Los comentarios están cerrados, pero trackbacks y pingbacks están permitidos.